La Lección de Prince (Revisited)

[[[Como uno anda algo espeso últimamente vamos a tirar de baúl de los recuerdos. El motivo es que el vídeo protagonista de esta entrada ha sido subido por fin al youtube sin cortes. Por fin!!!]]]

Vamos a ver,

Puede que mi propuesta de hoy te resulte algo rara. Si te digo que el post de hoy va dedicado a Prince, teniendo en cuenta que esto es un blog que en su título contiene la palabra ‘rock’, esto parece incoherente. Estoy de acuerdo. Pero ahora te voy a justificar esto en unas líneas. No voy a rajarte la puta vida de Prince. En esta entrada sólo te hablaré de la genial actuación de Prince en los premios de la música británica de 2006. Los Brits.

Prince no estaba nominado a ningún premio, pero al final de la gala apareció junto a su banda por sorpresa. No estaba de gira, ni presentaba un nuevo disco, así que se conoce que alguien muy influyente (o rico) le convenció. Prince, por tanto se cogió un avión a Londres para tocar un mini-concierto de doce minutos ante cientos de estrellas musicales. A lo largo de esos doce minutos Prince demuestra por qué es tan grande.

Su aspecto siempre me ha resultado desagradable, así como su música nunca me ha llamado la atención. Hasta que vi esto. El Genio de Mineápolis toca, canta, levanta al público con un simple gesto. Su forma de tocar la guitarra (una Telecaster chulísima) es sólo alcanzable a los grandes. Te aviso que el primer minuto y medio es un poco lento, pero la cosa se anima luego. ¿Más razones para verlo?

1. Como musicazo que es, Prince está rodeado también por musicazos. Perdón: Musicazas. Salvo el bajista son todas tías, y por lo menos la guitarrista y teclista ya estaban con el en Prince & The Revolution. Y las bailarinas-coristas son es-pec-ta-cu-la-res en todos los sentidos.

2. Las canciones que toca tienen más de veinte años, así que no tiene nada que ver cómo suenan ahora con las grabaciones originales. El sonido enlatado de los 80 pasa a ser un sonido de guitarras y batería protagonistas.

3. Purple Rain: Acojonante.

4. Los solos de guitarra de Prince. La domina, la hace reir y llorar, la mueve a su alrededor como si fuera parte de él. Muy pocos músicos tienen nivel para lucirse de ese modo.

5. En la percusión tenemos a Sheila E. Sheila es probablemente la mejor baterista mujer en el mundo. Aquí toca la percusión, donde hace un pequeño solo al final. Pero también se sube a la batería normal para tocar Purple Rain. Esta canción es jodidamente difícil de tocar bien en lo que a batería se refiere. De hecho la ecualización de la canción original aún trae de cabeza a muchos ingenieros de sonido, que no dan con la fórmula empleada por Prince. Por tanto, te recomiendo que observes las hostias que pega Sheila a caja y platos, pero es que esa batería tiene que sonar exactamente así.

6. Las caras del público, en este caso estrellas de la música, o eso creían ellos hasta que Prince pisa el escenario. Fíjate en la cara de placer de Joss Stone.

Con estas razones creo que es suficiente, y espero que te guste tanto como a mí.

Una última cosa: este vídeo es imposible de encontrar en el tube, así que sólo te puedo ofrecer este. Hay dos pequeños saltos, y aunque no molestan demasiado, pido disculpas por ello. (Ya no, jeje).

Ea! Que lo disfrutes!

Y de regalo una pedazo de joya. Si alguien ve dónde acaba la guitarra, que me lo diga. Por favor.

Salud

3 comentarios to “La Lección de Prince (Revisited)”

  1. UN DIA ESCUCHANDO RNE3.. DON DIEGO MANRIQUE LE HIZO UN PROGRAMA ESPECIAL CUANDO PUBLICO SU ULTIMO DISCO, ME HIZO DECIDIR QUE ESTE TIO, COMO TU BIEN DICES… SU IMAGEN TE REPATEA, PERO A PARTE DE ESO, ES PARA FLIPAR, UN GRAN MUSICO SIN NINGUNA DUDA

  2. A ver, por puntos:
    1- es tu blog, y puedes hablar de rock, de jotas, de muñeiras, de la música española de los 60 o de lo que te salga de la gaita, sin justificarte ni un ápice. Cada vez que alguien asoma por esta bitácora, sale un poco más cultivado en la música. Y punto.

    2- Han sido los casi 12+1 minutos mejores de la tarde y, quizá de la semana, musicalmente hablando. El descubrir estas joyas con las que nos deleitas es placer para paladares exquisitos sin prejuicios.

    3- Sí puedo elegir morir, que sea en medio de las tres coristas, mientras me absorba su olor a cualquiera de las colonias de 300 pavos que se gastan. Y no hablo más de ello que puedo perder las formas.

    4- Sheila E. es lo más con su dominio de los parches. Me tiene un aire a J.Lo. en este vídeo y en algunas de las fotos, (sí, he visto su web, irremediablemente) y también me hace bum-bum.

    5- Prince es un asqueroso virtuoso. Un genio, que hace lo difícil, fácil, la Telecaster es como si fuera… sí, eso que estás pensando, una parte más de su cuerpo. Puro onanismo musical (que se lo digan a la morena que le canta al tipo los gorgoritos de “Purple Rain”)

    6- Gracias. Lo comparto con el mundo, sin duda alguna.

  3. […] continuación tienen su base en una entrada antigua que te recomiendo repasar de vez en cuando: ‘La Lección de Prince’, pero sin duda lo que me tiene loco desde ayer es la escucha de este ‘Destornillador’, adelanto […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: