Uzzhuaïa en Madriles

En la vida hay tres tipos de colegas:

1.Los que te prestan pasta.
2.Los que te presentan a un bombón de tía.
3.Los que te recomiendan un buen grupo.

Yo, como el Melendi: “No necesito dinero, voy sobrao en el amor”. Por eso, agradezco que el tío Peris una noche entre cervezas y copas me recomendara a Uzzhuaïa.

Al igual que en otros puntos de España, en Valencia hay Rock And Roll, y muy bueno.

Uzzhuaïa es una banda de rock puro, como los bastante mencionados por aquí Perros del Boogie. Estamos hablando de RNR del de verdad. Meneo de pierna, marcada de paquete y un poquito de alcohol.

Me he presentado en la sala Caracol solo, sin ningún colega para comentar la jugada. Por eso me he enchufado un par de cervezas antes de entrar para pasar mejor el trago. Quince pavos bien pagados para ver si estos valencianos merecían la pena. La merecían.

La primera impresión es que estaban muy subidos de volumen. Vuelvo a llegar tarde. No sabía a qué hora empezaban, así que las 21:10 no me parecía mala hora para entrar. El bombo hace temblar hasta las botellas de las estanterías, pero la banda se entrega a tope y la cosa funciona. Pero tras 15 minutos de escucha me doy cuenta: “Uzzhuaïa saldrá en un momento!” Son los teloneros.

De Niro, o DeNiro, o The Niro. Un grupo que ha dejado muy buen sabor de boca al respetable con un rock potente, del que te recuerda a Sober, pero más digerible. A la voz un ‘casi famoso’: uno que salía en Cuéntame. El que hacía del inglés que se ventilaba a la hija de los Alcántara antes que el cura. Más que aceptables.

El nombre de este grupo te lo he largado así porque ha resultado una (grata) sorpresa que hubiera unos teloneros, y más de uno nos estábamos preguntando quiénes coño eran estos mendas, así que se lo he tenido que preguntar a este señor, otrora actor, ahora front-man. Muy interesantes, de verdad.

Alrededor de las 10 de la noche han aparecido los protagonistas de la velada. Yo he escuchado temas sueltos de los Uzzhuaïa, y a la primera sabes que son buenos. Venían bien recomendados, claro, pero hay que confirmar la alternativa como Dios manda, y desde el primer momento que pisan el escenario, estos tíos te hacen ver que vas a disfrutar.

Si los teloneros te han hecho aplaudir, estos mendas te meten en el ajo desde el primer momento. Te hacen bailar, saltar… El motivo de este concierto era presentar su nuevo trabajo “13 veces por minuto”, y con el título homónimo han empezado su actuación.

Lo suyo hubiera sido que me hubiera sumergido en la red buscando datos de estos tíos. Cómo se llama cada uno. Los discos que tienen. Cuál ha sido su trayectoria. Pero no. Estoy escribiendo esto como un tío que ha ido a un concierto sabiendo únicamente que iba a ver algo muy prometedor que le recomendó un amigo. No llevaba la libreta para apuntar los temas y las sensaciones que me han ido causando. Sólo te diré que son buenos. Son muy buenos.

El RNR de Uzzhuaïa me ha recordado a The Cult y a GNR. La puesta en escena incluye el predominio del color negro, un bajista a lo Nikki Sixx (Motley Crue), una botella de Jack Daniels que ha quedado por la mitad, dos guitarristas que se turnaban en los solos, y un líder que sabe muy bien cómo meterse al público en el bolsillo: dándonos lo que hemos venido a buscar.

El tum-pás tum-pás al más puro estilo AC/DC se alterna con ritmos más rápidos una y otra vez. Guitarra eléctrica, guitarra acústica, incluso ha habido sitio para un teclado.

Todo cantado en español. La reivindicación de su tierra valenciana ha llegado con Baja California, pero hubo muchos más títulos. Sus primeros discos son más fuertes, crudos, pero este ’13 veces por minuto’ continúa la línea marcada por ‘Destino Perdición’. Conserva la fuerza y pule mucho más el sonido. Mejor, mucho mejor.

Como buenos valencianos cogen el mechero y queman la traca como mandan los cánones. En los bises el cantante se baja del escenario y se sube a la barra a cantar. La comunión con el respetable ha sido clara desde el principio, pero ahora alcanza su cénit. Casi dos horas sin apenas tiempo entre canción y canción. La Caracol llena, el público entregado, tíos tatuados, niñas guapas…

Bien, Uzzhuaïa! Muy bien!! Me quedo con vuestra cara.

3 comentarios to “Uzzhuaïa en Madriles”

  1. Muy Buenas Chema.

    Soy Alberto de DENIRO, gracias por hacer reseña del concierto con nuestros amigos de Uzzhuaia, lo pasamos realmente bién y fué un placer compartir escenario y público con ellos.

    Me alegro de que te ustara nuestro proyecto, y como somo aún bastante desconocidos, te paso la web y el facebook para que si queréis tengáis toda la información sobre la banda y podáis estar al tanto de lo que vamos haciendo.

    http://www.deniro.es
    http://www.facebook.com/denirogrupomadrid

    De nuevo muchas gracias y encantados de conocerte!!!

  2. No por ser conocidos y por haberlos visto en directo varias veces, pierdo las ganas de verlos en el escenario de la Durango el próximo viernes 26-N, jugando en casa. Pero si la oferta pudiese tener otra alternativa, tras leer esta entrada y confirmar su crecimiento en sus shows, salvo asuntos de fuerza mayor, les prestaré mis sudores, mis cervezas y lo que haga falta para gritar a Dios 13 veces por minuto. La única pena es no poder compartir la barra y las cervezas tanto el sábado pasado como dentro de dos viernes con vos, señor. Agradecido por la presencia en la Caracol, por la entrada en el blog y por la mención. Seguiremos a Deniro, si don Chemi los recomienda, es que merecen la pena. AbraZZos, colega!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: